Hay demasiadas cosas importantes que ni el Morsa, ni la Chusa ni el Engañabaldosas me enseñaron nunca. Por eso tengo una lista de correo, donde hablo de todas esas cosas que te ayudan a trabajar mejor y a vivir mejor


Sabiduría convencional

Voy a citar a J.K.Galbraith, uno de los grandes pensadores econ�micos del siglo XX, en concreto de una recientemente editada recopilaci�n de art�culos llamado «Galbraith«:
«La vida econ�mica, como toda otra forma de vida social, no se adapta a un patr�n sencillo y coherente. Por el contrario, se nos antoja con frecuencia incoherente, poco desarrollada y decepcionante desde el punto de vista intelectual. Pero uno necesita una explicaci�n o interpretaci�n de la conducta econ�mica…[]»

«Debido a que los fen�menos econ�micos y sociales son tan arcanos, o al menos as� lo parecen, y debido a que son susceptibles de escasas verificaciones convincentes, el individuo puede permitirse un lujo que no encuentra en los fen�menos f�sicos. Le es dado creer lo que quiera dentro de los amplios l�mites y sostener sobre este mundo el punto de vista que m�s agradable le resulte o m�s de acuerdo est� con su propio gusto… []»

«Los p�blicos de todas las condiciones aplauden con m�s vigor lo que resulta m�s agradable. Y para la influencia del discurso social cuenta mucho m�s la prueba de la adhesi�n p�blica que la piedra de toque de la verdad.»
Lo que viene a resaltar Galbraith en este art�culo es que en materia social/econ�mica, donde la comprobaci�n emp�rica de la verdad es cuanto menos dif�cil si no imposible, «la verdad» generalmente aceptada (lo que denomina «sabidur�a convencional») tiende a ser la m�s agradable de escuchar, y es sostenida hasta que la tozuda realidad la acaba desmontando (y creando, posteriormente, un nuevo cuerpo de «sabidur�a convencional»)
�Cu�nta «sabidur�a convencional» hay en el mundo de los negocios? �Cu�nto discurso de consultor se adhiere a dicha «sabidur�a convencional», en vez de buscar explicaciones/soluciones m�s arriesgadas e innovadoras, con el �nico fin de agradar los o�dos de quien le paga? �Cu�nto tardar� la realidad en hacer que se desmorone este conjunto de verdades generalmente aceptadas? Y… �qu� pasar� entonces?

Deja un comentario