Hay demasiadas cosas importantes que ni el Morsa, ni la Chusa ni el Engañabaldosas me enseñaron nunca. Por eso tengo una lista de correo, donde hablo de todas esas cosas que te ayudan a trabajar mejor y a vivir mejor


La tiran�a de la imagen

Y no me refiero s�lo a la imagen f�sica, sino a esa sensaci�n de "guardar las apariencias". Muchas veces, cuando uno se acerca a un cliente, lo hace con el freno de mano echado. Cuidando y controlando cada uno de los pasos que da, de forma muy artificial. Yo no s� si los clientes lo detectan, sospecho que s�. Pero creo que esa forma de actuar nos impide hacer bien nuestro trabajo.
 
�A qu� me refiero? Pues a cosas como:
 
  • Cuando te preguntan sobre algo de lo que no tienes ni idea, tu tienes que hacer como que s� sabes (con el riesgo de que te pillen en falta) en lugar de decir un "pues dame un par de d�as y te lo miro".
  • Cuando est�s una reuni�n y tu jefe dice una tonter�a (porque no se ha le�do cualquier documento) t� tienes que asentir para salvar su imagen, en vez de decir "bueno, eso no es exactamente as�".
  • Cuando alguien te pide plazos imposibles, t� dices que no hay problema, en vez de decir "eso es un plazo complicado de conseguir, mejor dame un par de d�as m�s".
  • Cuando te preguntan que cu�nta experiencia tienes, a�ades cuatro o cinco a�os a la real, en vez de ser sincero y contar la realidad.
  • Cuando te piden referencias, y t� cuentas que tooodos tus proyectos han sido grandes �xitos o, si han fallado, ha sido por culpa del cliente.
 
No s�, pienso que esa imagen de "consultor-chachi-guay" no es cre�ble, no es sostenible. Nos esforzamos en mantenerla, pero tiene que ser contraproducente a la fuerza. �Realmente los clientes se creen que nunca la hemos cagado, que sabemos de todo, que nuestros d�as tienen 100 horas, que son nuestro �nico cliente, que no tenemos opiniones contrapuestas en los equipos, que est�n comprando infalibilidad?
 
Al final, por ir con tantas precauciones, posiblemente perdamos m�s tiempo en salvaguardar esa imagen que tenemos que en buscar soluciones reales a los problemas de los clientes.
 

5 comentarios en “La tiran�a de la imagen”

  1. Pues creo que es un error. Precisamente parte de la mala fama de la consultor�a puede venir de ah�. Creo que la autenticidad es muy importante para la marca.
    Aunque bien pensado, parece que todav�a los que «compran» consultor�a toman su decisi�n por el «envase».
    Si las cosas se hiciesen bien y no solo pensando en el «que dir�n», todo ser�a distinto. Y a lo mejor los informes de la consultora ocupar�an 3 p�ginas y no se comprar�an al peso, porque es lo que vende.

    Responder
  2. Ayer vendiendo una consultor�a… llegu� a la transparencia de calendario, pon�a 8 semanas. En ese momento decid� ser sincero, y les solt� que lo que a mi me gustar�a ser�a terminar antes de navidad, que mejor hacerlo bien que r�pido. Creo que el cliente agradeci� la sinceridad. De hecho lo compraron todo.

    Responder
  3. La primera consultora en la que estuve ten�a 3 gerentes de confinaza y entre 3 y 7 becarios (ni siquiera contratados, solo convenio con la escuela de turno) para currar.
    En una charla �corporativa? nos definieron un protocolo de imagen que inclu�a la siguiente norma/recomendaci�n:
    – Intentar precer mayores de lo que somos.

    Responder
  4. Bueno, lo cierto es que yo estoy en menor nivel en la escala evolutiva y, aunque a alg�n superior que otro le ha sentado como una patada, he preferido ir con la verdad – en cierta medida, siempre respetando a los dem�s – por delante. Algunos clientes, lo han agradecido, otros, se han quitado el sombrero, a muy pocos les ha sentado realmente mal – evidentemente, los retrasos hay que justificarlos -. Creo que les ha roto los esquemas el hacerles ver que nadie es un experto absoluto en todos los temas, y que nadie es capaz de absorber todas las fechas imposibles. Encuentro que es mucho peor prometer algo y que se encuentren con que incumples las fechas, a pesar de que has estado viviendo en la empresa, que a alguno nos van a empezar a descontar el alquiler de la n�mina.
    Con las mismas.

    Responder

Deja un comentario